4 de enero de 2010

La vida NO es una tómbola

Esta mañana venía oyendo en RNE1 a uno de estos tertulianos "todo-logos" que dicen las verdades del "banquero", a "todo" pasado y repartiendo culpas a discreción, como si fueran la encarnación de los obispos de antaño (y de los actuales también, qué coño).

Este sacerdote mediático venía a abrirnos los ojos y revisar nuestra reciente historia asegurando que la responsabilidad del modelo económico actual la tenemos todos: los partidos políticos, los ciudadanos, los constructores, los banqueros... David el gnomo, Frodo y Luke Skywalker... seres reales y ficticios, poderosos y mandados... todos por igual teníamos que soportar la culpa de nuestros pecados.

Entre otras cosas, el tertuliano argumentaba que a ninguno se nos había invitado a participar en la "fibre por el metro cuadrado de finca urbana recalificada" y, sin embargo, todos acudimos solícitos. No conozco a este señor pero sí al argumento, que he oído de gente que considero inteligente. Por eso, me molesta más; porque parecería que, según este argumento, el poder está repartido por igual y que aquello de la hegemonía que decía Gramsci no existe.

Nos hicieron creer que todos podíamos ser propietarios y ahora nos dicen que somos responsables por haberlo creído. Ni entonces lo creímos del todo, ni ahora nos flagelamos por ello.





Marisol estaba equivocada; bajo este capitalismo la vida no es una tómbola sino una burbuja. Unos la inflan con toda intención y a otros les estalla mientras la miran fascinados. Por cierto, ¿tenía noticias Marisol de la cara de gilipollas que se le puso en la foto?

0 comentarios:

Publicar un comentario