10 de julio de 2010

Next stop: Islandia


John Fat te propongo un nuevo destino de viaje.
Lo habíamos dicho ya hace tiempo.
Islandia es el contrapunto necesario a las distopias que encarnan Singapur y Camboya.

La primera ministra, Johanna Sigurðardóttir ha convertido a Islandia en el primer país europeo que no premia a los banqueros sino que los mete presos, ya mandó arrestar a varios y ha pedido a la INTERPOL una orden de detención para muchos que se fugaron cuando estalló la crisis, que ya reseñamos en Propolis, y que los islandeses se han negado a pagar.

En mayo el Best Party un partido de músicos, escritores, dramaturgos, actores y gente del medio de la cultura ha ganado la alcaldía de Reykjavík. Con un 60% de la población, es la antesala para gobernar el país. El Best Party desarrolló un programa de gobierno creativo arraigado en estrategias del arte, que van desde el dadaísmo hasta la internacional situacionista; sus promesas electorales eran: Eliminar la droga dentro del parlamento para el 2020 - Subvenciones sociales para los perdedores - Toallas gratis en las piscinas públicas; prometían que Reykjavík volvería a tener toda su “onda” y agregaban... "podemos prometer más, ya que de todos modos no lo vamos a cumplir

El nuevo alcalde, en línea con la primer ministra Jóhanna Sigurðardóttir, insistió en su idea de un barco cárcel en altamar para poner a buen recaudo a banqueros y políticos corruptos. Habló de la continua necesidad de una revolución cultural (a notar que Islandia aún destina el 1.14% del presupuesto nacional para la cultura, el porcentaje más alto que cualquier otra nación). Todo un ejemplo de práctica de las ideas del anarquismo bajo la lupa de un surrealismo socialista.


Como si esto fuese poco, Islandia será el Paraíso de la Red

La reciente y más innovadora estrategia en la que trabaja este gobierno consiste en crear un 'refugio' informativo. Islandia acogerá y protegerá en su territorio a servidores y
portales de la red que publican diversa información secreta y comprometedora, recibida de fuentes anónimas -un paraíso informático, libre de toda presión

Este proyecto de ley, llamado la Iniciativa Moderna Mediática Islandesa (Icelandic Modern Media Initiative) fue aprobado unánimemente por el parlamento islandés (50 votos a favor, 0 en contra y 1 abstención).

Me voy a meter en vena las sagas islandesas este verano. Para recuperar este, como tantos otros, relato negado de un país soberano.

Como escribió Borges (en Antiguas literaturas germánicas): "Para la historia universal, las guerras y los libros escandinavos son como si no hubieran sido; todo queda incomunicado y sin rastro, como si acontecieran en un sueño o en esas bolas de cristal que miran los videntes.

No deja de sorprenderme el silencio que pesa sobre Islandia: el sueño que representa, la bola de cristal que nos ofrece.

1 comentarios:

VSB dijo...

MÁS RAZONES para largarnos una temporada a Islandia:
http://www.diagonalperiodico.net/Las-caceroladas-contra-bancos-y.html

Publicar un comentario