28 de septiembre de 2010

Los años de silicona


Ante la ruina y destrucción del Beti Jai (a día de hoy siguen machacando el pobre edificio sin que nadie sea capaz de hacer nada, piensen que el Ministerio de Cultura va a pagar 7 millones de euros por comprar un Bruegel recién autentificado, mientras el viejo frontón...), del palacio Villagonzalo en la Plaza de Alonso Martínez (vean el lamentable estado del interior y fachada, con esa cubierta anormal y montada por anormales), ¡qué lástima!

Estos días, aquellos que armados de la complicidad de los poderosos, imbuidos de los ideales de una "nueva sociedad" que dejaba al fin de lado los valores que otros había instaurado, por sus nuevos ideales donde el rápido enriquecimiento, el lujo hortera de una élite paleta de gambas a la plancha, la complicidad con los corruptos del poder, ahora todos estos pájaros se presentan ante el juez para pagar por sus desmanes.

Qué pena que el juicio no cruce más las fronteras andaluzas, y clame contra los políticos y chorizos (hoy víspera de la huelga general ya es lo mismo) de Madrid, aquellos que, para enriquecerse y pavonearse de horteras de operación de labios y de Miró en el cuarto de baño, tramaron e intrigaron para que se destruyan piezas claves del patrimonio de todos.

Los años de silicona de España.
D.

0 comentarios:

Publicar un comentario