12 de marzo de 2012

#nimileuristas.... #nimandangas....


Cuando muchos medios han llegado a la conclusión de que sólo pueden salvar su pellejo con información polarizada (fidelizando a su audiencia-hooligan (véase La Razón / ABC), El País sigue con su deriva “buenrrollística” dando de comer a todo el centro y dejando con hambre a los que escapan de él por la izquierda.

Si la semana pasada nos sorprendió con su panfleto monárquico, ayer nos desayunábamos con un bonico retrato sobre la precariedad juvenil: #generación nimileurista. Varias cosas sobre esto:

1) El reflejo de la precariedad por parte del “diario de referencia de la izquierda” pasa por jovenzuelos y jovenzuelas “bien portados”. No sólo de títulos académicos y de una educación formal amplia, sino de bellos rostros, ropas modernas y poses válidas para sus perfiles en FB.


2) Esa precariedad se centra en el centro de un país centralizado. Las provincias dejaron de existir hace tiempo en la información “nacional”. No digamos ya el mundo rural y sus miles de jóvenes invisibles e invisibilizados (más aún si realizan trabajos no cualificados)

3) Pero lo más importante es que El País vuelve a hacer aquello que mejor se le da: periodismo de situación e información-descripción. Nada de análisis, nada de reflexión, nada de causas. Si acaso la intervención de algún académico con declaraciones manidas al alcance de cualquier tertuliano.

En definitiva. Frente a la mayor concentración de medios apoyando a un partido político en nuestra democracia, la única opción mediática mayoritaria de izquierdas responde haciendo periodismo de consenso y socialdemocracia light.

¡¡ Con todo lo que se podría decir sobre la precariedad !!

3 comentarios:

Tina Paterson dijo...

Comida basura. País basura. Vivienda basura. Trabajo basura. Prensa basura. etc.

VSB dijo...

M.D. cuánto se te echaba de menos en esta colmena. El post, más que oportuno, uno de los mejores aguijones soltados desde aquí.

JovenSinFuturo. dijo...

Y que hablen de precariedad los que la fomenta(ba)n. ¿Contarán en alguno de los reportajes por qué han pasado sus becarios de trabajar más de 8 horas a las 5h. que trabajan ahora y que firmaban en convenios sabiendo que no se cumplirían?

Y las universidades felices de ofertar esas maravillosas prácticas sin remuneración...si es que llegan a proporcionarlas.

Y me viene a la cabeza aquella frase de: "¿Por qué nos dais por culo si somos el futuro?"

Publicar un comentario