12 de julio de 2012

Se van los emigrantes. Vuelven los señoritos.



El PP celebra los recortes con aplausos y ovaciones como si fueran una victoria
La imagen contrasta con el dramático silencio que acompañó a Zapatero en su ajuste de 2010 o las lágrimas de la ministra italiana de Bienestar
Los mayores recortes de la democracia han sido acogidos hoy por los diputados del Partido Popular como una victoria histórica. Sólo así se explica su actitud durante el discurso en el que Mariano Rajoy explicaba cómo iba a recortar más de 60.000 millones de gasto público en dos años. A cada recorte anunciado por el presidente, más encendidos eran los aplausos de la bancada derecha, algo que ha molestado entre las filas de la oposición.
ELPLURAL.COM | 11/julio/2012

En los 1970 las feministas quemaban los sujetadores, nosotros en 2012 vamos a quemar los DNIs.
D.

2 comentarios:

Kez dijo...

Ya cuesta hacer un relato sobre estos miserables...

VSB dijo...

Lo estás haciendo en tu escupidera de FB, Kez... desde Islandia, más encendido que un volcán os sigo... y al impagable Moriche, que le escribe a la Andrea Fabra (consorte del Güemes de la CAM). Escupe Moriche:

No, Andrea Fabra, no, no te voy a llamar puta. Las putas son mujeres valientes que se juegan el tipo cada día para ganarse la vida dignamente (mucho más dignamente que tú, infinitamente más) en este machista y malfolladísimo país de mierda al que llamamos España (como al pus se le llama pus y como al tumor se le llama tumor y como al vómito se le llama vómito, apenas por puro azar), y del que tú, Andrea, eres diputada, ¡diputada! Eso ya dice tanto, eso ya lo dice casi todo... Tampoco te voy a llamar zorra, ni loba, ni cerda, ni culebra, ni rata, ni buitre ni alimaña, porque soy de pueblo extremeño y sé que cada uno de esos a su manera bellos animales cumple su parte, se busca la vida, aporta al común, forma parte y a su manera, hasta cuando daña, ayuda, y luego todo lo devuelve... Tampoco te voy a llamar mongola, porque los mongoles son un pueblo orgulloso que ya una vez estuvo a punto de conquistar el mundo, ni mucho menos subnormal, porque los subnormales lo único que hacen es dar amor a la gente que les quiere y aprender a vivir con mil veces más dificultades que los demás en un mundo que ya para los demás es una selva... No, no te voy a escupir, mi saliva la comparto con quien me gusta, me pone y lo merece, ni mucho menos te voy a recetar un buen polvo anal o vaginal ni que te tragues nada hasta el mango, porque ni sartén, ni cazo, ni cacerola, ni mucho menos rabo, mereces, y porque no hay congénere masculino ni palo de fregona al que yo le desee tamaño mal trago... Nah, pa' qué... Sólo deseo que un día, y no muy lejano, para que sea durante mucho tiempo, seas pobre, muy pobre, no tengas nada, absolutamente nada, y cada día vivas y sepas que vives gracias a aquellos a los que has insultado, y que aún en lo hondo de todas sus presentes desgracias, gozan de la incomensurable fortuna de no ser como tú ni parecerse a tí en nada, chiquilla, Andrea, diputada...

Del insulto como una de las bellas artes, Moriche, maestro!

Publicar un comentario